Recuperar espacios públicos y promover de estilos de vida saludable - Concamin reitera compromiso con sociedad para combatir el sobrepeso - Cuauhtémoc - vocesedomex.com

Recuperar espacios públicos y promover de estilos de vida saludable


Concamin reitera compromiso con sociedad para combatir el sobrepeso

| Gregorio Almazán Hernández | Desde diarioalmomento.com
   Recuperar espacios públicos y promover de estilos de vida saludable

Periodismo

Abril 16, 2015 09:20 hrs.
Periodismo Estados › México Ciudad de México
Gregorio Almazán Hernández › diarioalmomento.com

3,815 vistas

La Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (Concamin), reitera su compromiso con la sociedad y el gobierno para combatir el sobrepeso, la obesidad y la diabetes en México.

"Es necesario implementar estrategias integrales que busquen fomentar estilos de vida saludables y la recuperación de espacios públicos para garantizar la seguridad de nuestros niños y jóvenes en parques, deportivos y plazas, con la responsabilidad compartida de todos los sectores de la sociedad, y no condenar a ciertos alimentos o bebidas no alcohólicas como las causas directas de estas problemáticas", indicó Manuel Herrera Vega, Presidente de CONCAMIN.

Herrera Vega señaló que el rescate de espacios públicos que hoy se encuentran en deterioro, abandono e inseguridad es fundamental para promover que los niños y jóvenes de todo el territorio mexicano puedan salir a jugar y realizar actividades deportivas o recreativas en un ambiente de seguridad ciudadana.

Asimismo, informó que la Industria de los Alimentos y Bebidas no alcohólicas representa más del 12% del Producto Interno Bruto, siendo indudablemente uno de los más importantes motores del desarrollo económico y la generación de empleos en nuestro país; “este sector ha demostrado ser sumamente responsable con la seguridad alimentaria de los mexicanos y ha contribuido a mejorar la expectativa de vida de la población, diversificando productos acorde a los diferentes estilos de vida y desarrollando opciones más saludables para el consumidor; sin embargo, es necesario que aunado a ello exista una promoción de las calorías necesarias a consumir en cada comida, así como la importancia de realizar actividad física”, añadió el líder de los industriales del país.

Por su parte, Raúl Riquelme Cacho, Presidente de la Comisión de Salud de CONCAMIN, señaló que la Industria continúa colaborando con las autoridades en diversas medidas de combate a la obesidad, y ha cumplido con múltiples requerimientos como son el pago de los impuestos tanto del 8% a productos de alto valor calórico así como de $1.00 por litro a las bebidas azucaradas, la restricción de los horarios de publicidad infantil para ya más de 14 categorías de productos, la total modificación y adecuación de la NOM051 (Especificaciones generales de etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas pre envasadas) para integrar un nuevo etiquetado nutrimental, entre otras; a pesar de ello, estas medidas no han logrado su objetivo de disminuir el consumo de estos productos por parte de la población y al contrario, sólo han generado un impacto negativo directo en el bolsillo del consumidor, así como un riesgo para la viabilidad productiva de las empresas, indicó.

“Existe un tema que continúa preocupando a la industria: los empresarios somos blancos de constantes regulaciones y exigencias, muchas de ellas que atañen únicamente a un sentido recaudatorio y normativo, más que buscar generar un cambio integral y profundo de la situación. La industria legalmente establecida está cumpliendo cabalmente con su parte; sin embargo, afuera de nuestras casas, oficinas y escuelas existen cientos de puestos ambulantes que no son regulados y son el verdadero problema (la informalidad, que ya excede el 51% de la economía nacional, según algunos estudios). Me pregunto cuándo haremos frente a este problema de salud pública”, sentenció Riquelme Cacho.

Ante esto, el Presidente de la Comisión de Salud de CONCAMIN solicitó a las autoridades una coordinación intergubernamental entre la Secretaría de Economía (SE–DGN–PROFECO) y la Secretaría de Salud (SSA– COFEPRIS), que ratifique la capacidad legal de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS), en el proceso de verificación de cumplimiento del etiquetado frontal de los alimentos, así como la determinación de los plazos adecuados para llevar a cabo las revisiones de este requisito en la cadena de abasto, desde las plantas hasta las tiendas de autoservicio, pues es necesario que los productos que ya se encuentran en estos momentos en el mercado, sean sustituidos con oportunidad y de acuerdo a los tiempos establecidos por la Norma, por aquellos que ya contarán con dicha etiqueta.

Otras de las solicitudes por parte de la Industria Alimentaria integrada a la Confederación, son:

Que ya no se realicen más modificaciones a la normatividad del etiquetado frontal en los alimentos, hasta que se identifique la madurez y viabilidad del mismo, en un periodo razonable de 8 a 10 años, pues las empresas han realizado gastos muy importantes en este proceso, y de generarse mayores cambios antes de esta fecha confundiría al consumidor y no se lograría el objetivo de informar de mejor manera a la población en general, además de que se tendría que invertir una nueva cantidad de esfuerzos humanos y monetarios.

No implementar el esquema de etiquetado conocido como “semáforo”, que establece para cada alimento una etiqueta roja, amarilla o verde, dependiendo del valor calórico del alimento en cuestión, ya que es un hecho que mal orienta al consumidor, lo confunde y posiblemente viole la garantía de libertad garantizada por nuestra Constitución, pues esta etiqueta induciría de manera predeterminada la decisión de compra del consumidor, y por otra parte estaría descalificando sin necesidad a muchos alimentos que hoy forman parte fundamental de una dieta balanceada.

Y por último, flexibilidad en la colocación de las Pilas de Energía o GDA´s (cantidades diarias orientativas en las que se muestran los azúcares totales, las grasas saturadas, proteínas, grasas totales y carbohidratos), las cuales en ciertos casos no puedan ser colocadas tal y como lo señala la norma en algunos productos, de izquierda a derecha, por el tamaño y/o diseño de los empaques.

Para concluir, Raúl Riquelme Cacho solicitó a las autoridades evaluar la efectividad de estas implementaciones a través del Observatorio Mexicano de Enfermedades No Transmisibles, con el fin de poder replantearlas a futuro, y reiteró la necesidad y voluntad de la industria mexicana a participar en la creación y desarrollo de una estrategia integral que haga frente a la obesidad con políticas de salud, educación y activación física y deporte.




Ver nota completa...